Stranger Things es una de las series de mayor éxito en la historia de la Netflix que ha conseguido en tan solo 3 días más de 287 millones de horas visionadas, batiendo sus propios récords semanales según los datos que ha proporcionado la propia plataforma. 

Netflix cuenta con 148 millones de suscriptores tan solo en los Estados Unidos.

La situación de Netflix no es fácil: la compañía gastó este año 2.400 millones de euros en mercadeo, superando por encima de la mitad las cifras del año anterior, mientras que, a su vez, está inmersa en una profunda crisis de marca con pérdidas millonarias.

Hay que recordar a su vez que Netflix debe parte de su gran acogida al no emitir publicidad ni anuncios tradicionales: las emisiones son sin interrupciones ni cortes que den cabida a propaganda de otros productos.  Sin embargo, la aplicación de series en streaming ha sabido buscar otras vías de publicidad para monetizar su éxito.

¿Qué busca Netflix con sus campañas?

La metodología de publicidad y marketing de Netflix no solo buscan una efectividad en términos de alcance, sino que también busca tener un impacto «real» en sus consumidores y en la cultura popular. Y el marketing de Stranger Things no es una excepción: desde colaboraciones con otras marcas hasta experiencias inmersivas en pleno centro de Madrid y otras grandes ciudades del mundo.

La estrategia de marketing de Stranger Things no son solo la campaña de medios y entrevista con sus protagonistas, sino el promover acciones que involucren directamente al espectador; además de colaborar con otras marcas que amplifiquen el impacto de la serie.

Con este contexto, analicemos entonces cuál ha sido el impacto de la serie filmada en la ciudad ficticia de Hawkinga por los hermanos Duffer.  

Licencias o asociaciones: una de las claves del éxito del marketing de Stranger Things

Numerosas marcas han optado por crear productos destinados a promover el estreno de la serie. Casi una centena de acuerdos son los que ha cerrado Netflix con marcas como Coca Cola, Nike o la marca de helados Baskin and Robbins. Esta última ha lanzado una línea de sabores temáticos de Stranger Things, por ejemplo a demogorgon; Burger King anunció su nueva hamburguesa Upside Down Whopper, como el juego; las marcas de ropa, como Nike, H&M e incluso Louis Vuitton han creado colecciones inspiradas directamente en la filmación. Incluso la empresa estadounidense de transporte que pone en contacto a usuarios y conductores, Lyft, realizó en Halloween del año pasado una campaña en colaboración con la serie original de Netflix.

El impacto cultural, incluso en la industria musical, es uno de los hitos más importantes de la serie

La cuarta temporada de Stranger Things no solo ha batido el récord de espectadores sino también ha conseguido arrasar las listas de música como Billboard o aplicaciones como Tik Tok volviendo nº1 entre los Tops mundiales la canción con la que Max Mayfield, interpretada por Sadie Sink, huye de Vecna: Running Up That Hill (A Deal With God) de Kate Bush, 1985. Son los seguidores de la cantante británica los que no tardaron en confirmar que esta no tenía costumbre de autorizar el uso de sus obras para algo que no fuese su consumo directo (fuente: Variety). Y fue todo un acierto.

Apariciones durante la filmación o «product placement», otra de las estrategias de marketing para monetizar la serie

En las tramas de la serie aparecen en pantalla marcas conocidas como Coca Cola, una de las colaboraciones más potentes de la producción (en el cine de la ciudad, en la cafetería…). Son varias las ocasiones en las que se muestra el producto al público de forma orgánica.

La aparición de productos en la serie, además de los patrocinadores, también ha reflejado el impacto de la serie en su público. Ejemplo de ello es que el Museo de Ciencia de Minnesota ha sido otro de los grandes beneficiados, gracias a la serie consiguió facturar más de 400. 000 dólares en tan solo unas horas por la aparición de una de sus sudaderas utilizada por el protagonista Dustin Henderson, personaje encarnado por el actor Gaten Matarazzo.

Apología a la nostalgia: otro de los aciertos del marketing de Stranger Things

Stranger Things solo han jugado con la presencia de marcas conocidas en escena sino que, además, los hermanos Duffer han adaptado todas ellas a prototipos o patrones de los años 80, época en la que está ambientada la serie. El juego de Dragones y Mazmorras, o lo que es lo mismo Upside Down, cámaras Polaroid, gofres Eggo e incluso la aparición de Coca Cola se realiza mediante su modelo de lata New Coke de 1985. 

El éxito de Stranger Things supone un respiro para Netflix

En el primer trimestre del 2022, Netflix registró una pérdida de 200 mil suscriptores a nivel mundial, un golpe fuerte en un contexto en el que el mercado del streaming comienza a generar una competencia importante con el crecimiento de Disney Plus y HBO Max (Fuente: Merca2.0)

Bajo esta premisa, el éxito rotundo en términos de horas de visualizadas, impacto cultural e incremento de suscriptores gracias a la serie, los esfuerzos de marketing por parte de la plataforma no parecen en balde, más allá del atractivo de la serie en sí misma por sus argumento, elenco y ambientación.

Si te ha gustado el artículo, ¡no te pierdas otros post muy interesantes sobre marketing en nuestro blog!